Indexa Capital alcanza una rentabilidad un 2,6% por encima de la media

Indexa Capital alcanza una rentabilidad un 2,6% por encima de la media

Indexa Capital alcanzó en 2018 una rentabilidad un 2,6% por encima de la media de los fondos españoles de renta fija mixta internacional y de renta variable mixta internacional, según datos de Inverco. Además, el gestor automatizado ha obtenido cada año un 3,6% más de rentabilidad desde sus orígenes el 31 de diciembre de 2015.

Según ha informado el gestor automatizado, esta rentabilidad “claramente menos negativa” que la de la media de los fondos españoles de riesgo similar responde a la gestión indexada con diversificación global, automatizada y con comisiones “radicalmente bajas”.

En concreto, la rentabilidad de las carteras de Indexa Capital de 10.000 a 100.000 euros se ha situado entre el -0,9% (la cartera de menor riesgo) y el -5% (la de mayor riesgo).

El cofundador y consejero delegado de Indexa Capital, Unai Ansejo, ha señalado que, tras las caídas, “es mucho más probable que 2019 sea positivo a que sea negativo” en cuanto a la rentabilidad.

Asimismo, ha explicado que conviene tener exposición a bonos de gobiernos, aunque las rentabilidades esperadas sean bajas, ya que suelen subir cuando el resto de la cartera cae, por lo que proporcionan una elevada diversificación, “factor clave en la fórmula del éxito de Indexa”.

Respecto al ‘benchmark’ (índice de referencia) de las carteras, ha obtenido una rentabilidad del -4,3% para las carteras 1 a 3 y del -6% para las de 4 a 10.

La diferencia de rentabilidad entre las carteras de Indexa y su ‘benchmark’ respectivo se encuentra entre el rango de +1% para la cartera 10 y +3,6% para la cartera 4. De media, Indexa ha conseguido añadir en 2018 un 2,6% de rentabilidad más que los fondos recogidos por Inverco.

Según Ansejo, “Esta diferencia está algo por debajo del 3,2% anual que esperamos obtener en el largo plazo. No obstante, si analizamos un plazo más amplio a los tres años que llevamos operando en Indexa, la diferencia es sensiblemente superior. Por tanto, la diferencia de rentabilidad con el ‘benchmark’ desde que empezamos la gestión de las carteras se encuentra ligeramente por encima de las expectativas y es de esperar que esta diferencia se vaya reduciendo”.

Entradas Relacionadas