S&P: la deuda, un lastre para los países periféricos europeos

Sin comentarios

La agencia de calificación de riesgos Standard & Poor’s (S&P) ha estimado que la abultada deuda de los países periféricos europeos “será un lastre para la recuperación durante años”, lo cual podría traducirse en la polarización política y el descontento social.

De hecho, S&P recuerda que el endeudamiento público y privado de la periferia de la eurozona se mantiene cerca de sus máximos históricos y que, mientras países como EspañaGrecia y Portugal prácticamente duplicaron su ratio de endeudamiento entre 1999 y 2013, el incremento observado en Alemania fue de apenas cuatro puntos porcentuales.

“Esperamos que la ya de por sí frágil recuperación económica en la eurozona siga siendo moderada. Además, si las expectativas de recuperación decepcionan, pensamos que esto podría exacerbar la polarización política y representar una creciente amenaza a las reformas para mejorar el crecimiento, que a menudo resultan impopulares”, apunta S&P.

En este sentido, la agencia de calificación subraya que los resultados de las recientes elecciones al Parlamento Europeo ponen de manifiesto el creciente descontento social, que se canalizó en el auge de partidos euroescépticos.

“Sin una recuperación económica más rápida, pensamos que el descontento popular podría incrementarse”, añade la calificadora de riesgos, que espera que este crecimiento seguirá dependiendo por el momento de la evolución de las exportaciones ante las dificultades que continuará afrontando la demanda doméstica.

De este modo, S&P señala que las economías periféricas se enfrentan al “dilema” de fortalecer su competitividad, para lo que se necesitan tasas de inflación inferiores a la media de la eurozona, o de avanzar en su desapalancamiento, para lo que resulta favorable contar con mayores niveles de precios.

Por otro lado, el modelo utilizado en su simulación por la agencia de calificación sugiere que el sector privado español registraría la mejor trayectoria de desendeudamiento entre las economías de la periferia del euro, lo que permitiría a los hogares y empresas españolas reducir para 2020 su ratio de endeudamiento al nivel registrado en 2001.

Así, frente a un máximo del 214,1% registrado en 2010, la simulación de S&P apunta a que el sector privado español lograría rebajar gradualmente su endeudamiento hasta el 109,5% para 2020, en niveles similares a los registrados entre 2000 y 2001.

Según S&P, Portugal llegaría en 2020 a una ratio de deuda del sector privado del 178%, análogo al que registró en 2005, y en contraste con el 220,4% de 2013. En el caso de Italia, este parámetro se ubicaría en el 109,1% en 2020, cifra similar a la de 2006, frente al 130% del pasado año.

Autor

Colaborador

Próxima

Entradas Relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.